Centro Internacional de Investigación e información sobre la economía pública, social y cooperativa
Área de usuarios: registrarse

CIRIEC-España participa en Ginebra en el evento de la OIT y la ONU sobre el papel de la Economía Social para la implementación de los ODS

Publicado el: 02/07/2019

El cooperativismo y la economía social se han presentado como un aliado avanzado para la implementación de los ODS, según los grandes ejemplos que se han presentado en Ginebra (Suiza) en el evento especial de la OIT y la ‘Task force’ en Economía Social y Solidaria de la ONU, celebrado los días 25 y 26 de junio en la sede principal de la OIT. Es la primera vez que dos organismos como la ONU y la OIT colaboran para conocer de la mano de expertos y representantes del sector la importancia del valor añadido social de las entidades de la economía social a nivel mundial, y el papel de la economía social en los temas laborales y económicos que más preocupan del momento.

El evento forma parte de una serie de conferencias resultantes de la Convocatoria para Ponencias “Implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: ¿Qué papel para la economía social y solidaria?” que fue lanzado por la ‘Task Force’ UNTFSSE en 2018 y organizado por UNRISD. Con la convocatoria de artículos, la UNTFSSE tuvo como objetivo identificar y movilizar la investigación de diferentes regiones y territorios que, al examinar críticamente el papel de la ESS, pueden contribuir a los esfuerzos del Grupo de Trabajo para ampliar y promover la ESS como medio de implementación de los ODS a nivel mundial.

Entre los numerosos ejemplos que se seleccionaron para su presentación figuran una serie de experiencias españolas e iberoamericanas, como las de las mujeres emprendedoras de cooperativas en Galicia, que expuso Ana Olveira Blanco (EspazoCoop y Universidad de Santiago de Compostela), o el ejemplo de la territorialización de la economía solidaria en Guipúzcoa, a cargo de Unai Villalba y Juan Carlos Pérez de Mendiguren (Universidad del País Vasco). También se conoció el esfuerzo del olivar cooperativo andaluz en este tema, líder mundial en la producción de aceite de oliva, que detalló la presidenta de CIRIEC-España, Adoración Mozas (Universidad de Jaén), en una sesión especial celebrada con la colaboración del CIRIEC-Internacional, y presentada por su presidente, Alain Arnaud, con la participación también de Alain Coheur (Encuentros del Mont-blanc); Ariel Guarco, presidente de la ACI, y Leandro Morais (CIRIEC-Brasil).

De nuevo, en esta convocatoria internacional volvió a ponerse de manifiesto la elevada participación de investigadores de habla hispana y de las mujeres investigadoras. Otros trabajos que se expusieron fueron los de Belén Castro (Universidad Rey Juan Carlos), que presentó una metodología para medir el valor añadido social de la Economía Social, y las profesoras Beatriz y Mª José Calderón Milán que demostraron con su trabajo que las empresas de Economía Social presentan mejores indicadores cuantitativos y cualitativos que las empresas capitalistas en la inserción laboral de personas con discapacidad. También participó Raquel Alquézar, de la Universidad de Barcelona, quien explicó cómo elaboran el balance social de la Xarxa d’Economia Solidària de Catalunya.

Por parte del Observatorio iberoamericano OIBESCOOP y de otras secciones del CIRIEC participaron Ana Milena Silva Valencia (Universidad Javeriana y CIRIEC-Colombia), que explicó los aportes de la economía social y solidaria a los ODS a través del estudio de seis organizaciones rurales colombianas; Juan Fernando Álvarez (Universidad Javeriana y CIRIEC-Colombia) y Miguel Ángel Alarcón (Universidad de Castilla-La Mancha), que abundaron en la necesidad de articulación de reportes en las cooperativas y otras empresas del sector, y Leandro Morais (CIRIEC-Brasil), quien demostró cómo a través de la economía social y solidaria se pueden resolver conflictos y evitar el hambre y la pobreza en zonas con graves problemas de desarrollo.

La suma de todas las intervenciones, un total cercano a las cincuenta, permitió describir un panorama esperanzador y, sobre todo, presentar a la economía social como un firme aliado hacia el logro de los ODS.